No coma cuento

Comités de Seguimiento Electoral
9 febrero, 2018
¿ ESTA NOTICIA ES FALSA ?
19 febrero, 2018
Show all

YILBER LEANDRO SAAVEDRA

Como pandemia, infectando cada  rincón de internet, se expanden a diario las noticias falsas.  Esa propagación de contenidos engañosos, que generalmente buscan desprestigiar algún sector en particular, producir sensaciones de miedo o adjudicar responsabilidades que no existen, toma mayor auge en temporada proselitista donde todo parece valer para lograr alcanzar el triunfo en las elecciones.

La situación ha evolucionado al punto de pasar de ser una expresión aislada o particular a convertirse en toda una estrategia que cuenta con publicistas o equipos de personas especializadas en diseñar y poner a rodar información que manipule, mienta, ataque o defienda los intereses de una persona, institución o grupo en particular.

Las noticias falsas no nacieron en el último tiempo, siempre han existido, sin embargo internet ha masificado el flujo de información y ha facilitado la divulgación de las discusiones públicas sobre temas de interés para la sociedad. Hoy todo el mundo supone poder hablar, opinar, señalar, juzgar, sentenciar o indultar a quien le parezca a través de sus muros de redes sociales, generando reacciones a favor o en contra que logran afectar la verdad, imponer una agenda temática y sesgar a la opinión pública.

Noticias como las cartillas sobre sexualidad del Ministerio de Educación, o que Estados Unidos ya no exigiría visa a los colombianos que visitaran ese país, o las millonarias sumas de dinero que presuntamente le transferirían algunos equipos de fútbol como el PSG al Club Chapecoense por su fatal accidente aéreo, son algunas de las informaciones falsas más replicadas por los colombianos.

Para combatir esta práctica, un grupo de jóvenes profesionales con el apoyo de la Fundación para la Libertad de Prensa y algunos medios de comunicación idearon la estrategia #nocomocuento, que plantea algunos pasos básicos para filtrar la información que recibimos antes de ser compartida, evitado ser parte de la cadena que réplica información inventada.

Como primera medida se recomienda mirar que la fuente de la noticia sea confiable y reconocida, el segundo paso es cerciorarse que las fechas, lugares o nombres mencionados coinciden con lo que se busca comunicar, el tercer filtro es buscar al menos dos fuentes más que hablen del tema y que coincidan con esa información. Finalmente, y de ser necesario, se recomienda la consulta a un experto sobre esa noticia en particular. No sobra recordar también otros filtros que ya de antemano deberíamos tener como sociedad que son: la ética, la capacidad de análisis y el respeto por las ideas del otro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *